sábado, 2 de enero de 2016

EN ARAS DEL TIEMPO

Quizá si hubiera ido a buscarte,ni me hubieras mirado a los ojos.
Quizá si te hubiera llamado todos los días,una llamada desde la distancia,no me habrias importado tanto.

Que importa lo que pueda decirte y como?
Solo importa lo que se siente.

Los momentos,las sensaciones y todo lo que rodea al incomprensible mundo del amor,los sentimientos y las emociones,es lo único que no podemos explicar en este mundo plagado de éter y carente de proximidad.

Cada vez estamos más distanciados de lo verdadero.De la aunténtica esencia de lo que realmente somos.
Estamos a años luz de la misión para la que realmente hemos venido a estos lares que son la vida.

Del amor,de entrelazar los dedos,de rozarse las mejillas,de hablar sin pronunciar ni una sola palabra.
De sonreir desde lo más profundo de uno mismo y crear a través de esa sonrisa,una sonrisa paralela incluso a los que no pueden verte.

Todo está conectado.Muy sutilmente para que no nos pille de sorpresa y a la vez,brutalmente para que no se nos olvide.

Cuantas veces nos sentamos tranquilamente a pensar?
A reflexionar?
A apreciar ese silencio que es donde realmente se encuentra el todo?

Los sentimientos necesitan silencio para madurar.Para crecer.
Necesitan oscuridad para que cuando llegue el momento de salir a la luz,sepan volver a ella.

El mundo nos dá oportunidades que despreciamos,quizá por miedo,por miedo a perder.Pero ya perdemos al no intentarlo.
El Cronos nos pone delante pruebas para ver si somos capaces de superarlas.No para quedarnos mirándolas.
Y lamentarnos después.

La vida me puso delante a una persona a la cúal amo profundamente.Y a la que nunca tendré.
Ya no se puede ir más en pos de alguien como yo lo fui detrás de él,de lo que quería demostrarle.

Quise cumplir con esa prueba del destino,intentando no traicionarle,pero perdí.

Reté al Cronos,le planté cara diciéndole que me daba igual romperme todos los huesos.
Y aún me duelen.Lo triste es que tú no lo sabes.

Pero aún así,no me arrepiento ni un solo segundo de lo que hice,porque me acercó a lo que quería conseguir,aunque al final no lo consiguiera.
Porque eso es lo que deberíamos hacer todos.
Ir.
Ir a buscar lo que queremos y a quién queremos.Aunque salga mal.

Pero te quedará la constancia de haber caminado por un bosque plagado de hojas otoñales cogida de su mano.
De haber sonreído de gozo al aroma de un café eterno acariciando sus dedos.
De esa ilusión que te sale desde las entrañas y gritar a los cuatro vientos que le amas.

No importa que ahora ya no caminemos juntos.
Porque ese sendero siempre tendrá el olor de nuestros corazones.Se quedarán allí las sonrisas y los Te Quiero Princesa.

Nos conformamos con un simple mensaje,vacio y carente de afinidad.
Con una llamada que no significa nada,cuando podemos ir al encuentro de esa voz.

Una distancia que podemos convertir en un AHORA...
Una voz que nos diga VOY A BUSCARTE...
Una sonrisa al verte llegar que diga DE NUEVO BRILLA EL SOL...

Cuanto tiempo hay que esperar para darse cuenta de que aunque sepamos que alguien está ahí,no va a estarlo siempre?

Hay que ir a su encuentro y demostrarle que ESTÁS.
Recorrer lo que nunca te atreviste a recorrer y decirle lo que nunca te atreverías a decir.
Salir de esa zona de comodidad,ir con lo puesto y calarte hasta los huesos.
Sin mirar atrás.
No importa mucho el resultado.

Importa que jugaste en el tablero de unas normas hechas para ti.
No hay nadie más jugando por ti.
Solo hay un dado y el resultado depende de ti.

Imaginaos un dia como hoy.
Gris y lluvioso.Hace viento fuera.
Estoy en la completa soledad de mi casa,escribiendo esto.
Y pienso en todo lo que supone mi vida y lo que ha cambiado en apenas un año.

Y cierro los ojos y veo a esas personas que la complementan.Que han hecho que mi vida sea como es ahora.
Las que han hecho que esté llena de sonrisas y lagrimas.

Y aunque en el juego de nuestro destino no siempre mandamos nosotros,si que podemos elegir quién se queda y quién se va.

Pero hay momentos,personas y situaciones que no puedes borrar.
Algunas pasan desapercibidas,son tan tenues y escasas que casi podría decir que ni existieron.

Pero contigo,contigo es imposible.
El tiempo que es sabio,y cruel,por qué no decirlo,ha querido dejarte marchar y a la vez,que te quedes.

Estás pero no estás.
Como un corazón que no late pero sigue intacto en su cavidad.
Me obliga a pensar en ti todos los días.
Me dice y me recuerda que no estás en mi vida física,pero si en mi mente y en ese corazón.

Recordando todo como si hubiera acabado de ocurrir.
Cálido y rebosante de tiempo.
Y a la vez,acabado y frio,como un helado derretido,que ya no puedes saborear.Pero del cúal siempre te quedará el sabor.

Hay que ir en pos de lo que se quiere.
Aunque te cueste perder la partida.

De que sirve una llamada vacia de palabras,que se quedán prendidas en el éter de la distancia?
Quiero ir hasta donde estás y decírtelas sin mover los labios.

Si te hablara todos los días,quizá no me importarias tanto.
Si te mirara todos los días,quizá nunca sabrias todo lo que te echo de menos.
Si cada dia me preguntaras como me encuentro,como me siento,no lo sabrias tan profundamente como en todo este tiempo que llevo sin verte.

Es cierto que se puede vivir sin alguien.
Con lo que no se puede vivir es sin un recuerdo.

Te ayudan a no olvidar que un dia hubo algo.Algo latente.
Algo vivo que nos hizo ir a demostrar nuestro interior a ese recuerdo.

Id en pos de vuestros deseos.Vivid vuestras emociones y no dejéis que otros las vivan por vosotros.Id corriendo hacia lo que anheláis aunque os cueste caeros una y otra vez.
Olvidaos de las llamadas y mensajes.
Corred a buscar a esa persona a la que amais,con la que quereis compartir,antes de que sea demasiado tarde.

Demostradle que pensáis en ella y que la necesitais.
Que os pasais las noches en vela pensando en como hacerla féliz.
Que hace de vuestros días grises un eterno arcoíris.

Como me pasa a mi contigo.
Y aunque ya no estás en mi vida, digo pasa,en presente,porque me sigue pasando.

Cuando te pienso se me ilumina el dia,y a pesar de que estoy triste por no tenerte,estoy feliz de haberte tenido.
De alguna manera.
Sé que sabes que a mi manera lo intenté.Te fui a buscar.
Sé que a tu manera lo intentaste.
Viniste a buscarme.
 
Y a nuestra manera...seguimos aquí.

Cuando hagáis lo que realmente os dicte el corazón,sabreis de verdad,lo que es ganar.

No importa una llamada.
No importa lo que tardes.
Y cuanto tarde en llegar.
Importa lo que se siente cuando llega...
Y lo que queda después.


Dedicado a J.



No hay comentarios: