domingo, 18 de octubre de 2015

NUNCA HUBO UN MOMENTO

Ni odio ni indiferencia ni olvido.Ni pensamientos ni razones para seguir.Ni mentiras no cumplidas ni besos dados al viento.
Ya no sé lo que siento por ti.
Ya no hay sonrisas perpetuas destinadas a fingir,ya no parece haber nada que me importe de ti.
Ya no sé si seguirte o dejarte atrás,me sueltas la mano cuando estás harto de caminar.

No entiendo bién lo que alguna vez se cruzó en mi camino.Una leve brisa,un fuerte viento ningún destino por cumplir.Lo que antes era un desierto,simplemente dejó de existir.

Es difícil describirte,describir sentimientos ocultos,lo que uno siente por ti.
Es difícil dejarte marchar,como ver partir el viento que necesitas para respirar.
Como dejarse olvidada una maleta en la estación.LLena de promesas pero carentes de atención.

Sentimientos fallidos que se lleva el olvido de tanto callar.Te destroza por dentro,ya ni siquiera puedes llorar.Camina formando estelas de nada en tu corazón,sabiendo que a pesar de todo lo que me digas no tengo hueco....solo una impresión.

Ni rabia ni pena,ese tiempo por malgastar,alma en pena que se alumbra de soledad.
Mis manos te tocan aunque no haya nada que tocar,me paso las noches pensando en cuando te decidirás...ni mucho ni poco ni ficticio ni real,solo fingiendo que me quieres.
Pero nada me quieres dar.

Recuerdo el dia en que todo empezó.Un dia para el recuerdo y olvidándolo.
Te sentía tan adentro que crei explotar de sentimientos,te noté tan cerca que me bebia tu existencia.
Te toqué tan profundo que sentí tus ríos de paciencia.Tan extremo te sentía que tan tuya me tenias.
Acercate más,me decias,traspasame el alma con tus manos...ahora repletas de ti.

LLovia dentro de nosotros y fuera también.La humedad del deseo y la de las lagrimas.
Esa que corre por todo el cuerpo resbalándote incontroladamente al diván del quiero.

Y las que te hacen llorar por tenerte.
Me sentía fluir cual presa que se desborda,contenida durante tanto tiempo,arrasandote por dentro,limpiandome por fuera.
Me diste el poder de creer que todo puede cambiar,que todo puede convertirse en algo si así lo quieres.Que de la nada,surgue siempre un horizonte,aunque sea lejano.

Eres ese pensamiento que no puedo borrar,mil memorias que tenga,mil veces estarás.
Intento alejarme,marcharme para no sentir,pero las sombras del destino me persiguen y no me dejan huir.
Cuando creo que lo consigo,y me atrevo a no querer saber nada de ti,aparece alguien que dice tu nombre y se clava como el puñal de lo que quieres olvidar...pero que nunca podrás.

Quiero olvidarte?
Eso quiero?
Ni siquiera puedo responder sin tener miedo.
Por qué desear algo que no puedes tener?Acaso de sueños puede uno perecer?
Por qué no someterse a otra prioridad...yo no soy la tuya y esto solo acaba de empezar.

Por qué someterse a una vida que no puedes vivir?
Quisiera saber que broma macabra me ha marcado el destino,no avanzo y no me deja sentir,camino sin tregua pero no sé a donde ir.

Un simple "me gustas",a oculta voz.No tan simple porque está dicho desde el corazón.
Latidos y susurros en muchas noches sin fin.
Tengo que dejarte...nunca te marches de aquí.
Tus palabras no necesitan palabras.
Tu mirada.Y el mundo vuelve a girar.
Es tan lejana ya y hace tanto que ocurrió que solo,quizá,sea algo pasajero de lo más recóndito de mi imaginación.

Idas y venidas,no sé cuando te volveré a ver,pasarse las noches en vela y soñandote.
Nunca hubo un momento para sentir de verdad.Nunca hubo un momento que el tiempo nos quisiera regalar.Nunca hubo un momento para ti y para mi.Nunca se detuvo el tiempo,nunca estuvimos allí.

No se nos concedió el don del momento,el don de sentir,no se nos concedió ningún deseo de esos que quisimos sentir.
Nunca hubo un momento para la sonrisa de verdad,para el quédate un momento,me faltas me haces suspirar.
Y si los sueños no existen?
Pues yo no los quero inventar.Estoy cansada de remar contra el viento,de no poder respirar.
De ocultar sentimientos,de no poder gritar,de pelear por nada de amarte sin poderte amar.

Sin motivo aparente nos acercamos el uno al otro.Sin más.Decidiste dármelo todo en un breve tiempo al que aún no he conseguido mirar.Quieres quitarme lo que nunca me diste.
Porque aunque no lo parezca,me lo diste todo,me lo pusiste delante sabiendo que no podía tocar el altar de tus sentimientos.Cojiste carrerilla en el camino a mi corazón y levantaste esa polvareda que aún me ciega.La cinta ganadora aún está por cortar.
Me siento como ese juguete guardado en el desván de tus "cosas por hacer"al que echarle una sonrisa de vez en cuando.

Como para demostrar que no te apetece jugar porque ya es demasiado aburrido para ti,pero que te dá pena tirar.

Decidí salir a mojarme con todas las consecuencias y mientras tu solo te mojas por dentro,yo me calo hasta los huesos.

Muchas ganas pocas intenciones.Nunca hubo un momento de demostrar nada más.De sonreir más.Ni siquiera para echarse atrás.

Quedate a salvo de mis besos,de mis ganas y de todo eso que puedes tener y decides arrojar.
Huye como si te persiguiera mi destino,que quizá es también el tuyo.Nuestro éxodo ahora solo es mio y tengo que cumplir unos mandamientos que no he escrito yo.
Pero que tu aceptas.
Vida perfecta,sonriendo a lo que eligues vivir.Nunca hubo un momento,por pequeño que pareciera para acercarme más a ti.

Tu cambias tus circunstancias no ellas a ti.Me lo enseñaste tú.Pero no te aplicas el cuento.
Y se jodió el cuento.
Un cuento en blanco.

Es como si pretendieras tenerme solo en la distancia.Como jugar a la pelota con un niño pequeño al que sabes que siempre ganarás.
Pero no te atreves a decirme VEN,porque te marcaria el gol de tu vida.

Nunca hubo un momento para decidir,el tiempo no nos concedió unos instantes para jugar a lo que hubiera podido ser,solo un maldito mapa por hacer...y echo únicamente de baches.

No temas.No voy a ir a buscarte.Estás demasiado lejos.Cual mundo distante.Al que me abduciste y me llevaste tan lejos que ya no encuentro el camino de regreso.

Porque en la estación que me lleva a tu casa,el tren ya llega demasiado tarde.

Nunca hubo un momento,quizá la luz de un sol perpetuo que nos ceguó por unos instantes.
Nunca hubo un momento,un eclipse,quizá,que lo oscureció todo para darnos ese único beso.
Nunca hubo un instante donde haya querido más a nadie.
Nunca habrá un instante...más perpetuo.


No hay comentarios: